Al filo del mañana: Insert coin and enjoy

Abres los ojos y te encuentras en medio de los preparativos para una misión destinada a cambiar las tornas de la invasión alienígena que amenaza la vida en la tierra. Sin preparación y sin ninguna gana de combatir vas a ser soltado en 24 horas con un traje-armadura para partirte la cara con el enemigo más fuerte que ha conocido la humanidad. Un pequeño entrenamiento, un par de escenas y ahí estás, en medio del caos, en una masacre en la que la prometida reconquista no es tal y queda claro que todos los que estáis ahí vais a morir. Corres por tu vida y tratas de sobrevivir por instinto, incluso consigues matar a uno de esos horribles bichos. Segundos después, otro de ellos te ataca y tu vida funde a negro. Insert coin. Abres los ojos y te encuentras en medio de los preparativos de una misión destinada a cambiar las tornas de la invasión alienígena que amenaza la vida en la tierra.

La estructura cíclica de Al filo del mañana podría haber sido un lastre por la continua repetición de los patrones, pero el margen de maniobra del protagonista, Tom Cruise y la habilidad de director, guionistas y montadores para contar y repetir lo estrictamente necesario hacen que la jaula sea mucho más libre de lo que parece. El protagonista tiene que morir todos los días y empezar de nuevo, sí, pero cuando conoces al milímetro todo lo que va a pasar una sola jornada puede cundir enormemente.

Este Atrapado en el tiempo edición apocalipsis es mucho más entretenido de lo que cabía esperar. No es profundamente innovador en lo que pasa, ya que al final se trata de individuos extraordinarios sobreponiéndose a una amenaza que les supera, pero su estructura cíclica es un refrescante ejemplo de que los blockbusters americanos podrían no estar tan estancados como los más pesimistas podían (podíamos) esperar. Un verano con títulos como Trascendence, X-Men, Guardianes de la galaxia, lo nuevo de los Wachowski y las secuelas de Transformers y El planeta de los simios nos permitirá decir en unos meses si estamos ante una tendencia o una anécdota.

¿Y por qué funciona Al filo del mañana? Ya hemos apuntado que no se abusa de las repeticiones, sino que se recurre a ellas para situar al espectador en el mapa y también como un recurso humorístico. Que Tom Cruise tenga que morir más de cincuenta veces en la película da para mucho cachondeo y podréis suponer que los diálogos que se repiten una y otra vez dan para hacer unos cuantos buenos chistes. Aparte de eso, la película se las apaña para conseguir desplegar una estructura en tres actos convencional dentro de este molde nada convencional. El protagonista va cambiando de estrategia de vez en cuando y cada vez llega “más lejos en la pantalla del videojuego”, lo que no siempre significa saber por dónde te vendrá el siguiente enemigo, sino tomar atajos, salir del campo de batalla o evitar callejones sin salida. El equilibrio entre novedad y repetición da casi siempre con la medida adecuada.

Deja el cerebro en un lugar fresco y seco porque no te va a hacer falta. Al filo del mañana no te va a proponer teorías sobre el futuro de la humanidad ni pretende que reflexiones sobre nada. Hay unos malos malísimos, un bucle temporal y una misión que cumplir. La misión no es salvar la tierra, sino entretenerte, exactamente como en un videojuego, y si te dejas llevar te aseguro que lo va a conseguir.

Lo que dije de Al filo del mañana

Basada en una manga japonés para jóvenes, este blockbuster se atreve a dar un paso más en la creciente influencia de los videojuegos en este tipo de producciones y centrar su narración directamente en una pantalla de un videojuego de disparos.

Más que de disparos vamos a dejarlo en un juego de misiones variadas, en el que afortuadamente no se pasan hora y media en medio de una masacre.

Decenas de alienígenas atacan a un puñado de hombres en una misión imposible, en la que el protagonista es asesinado y vuelve a empezar la pantalla una y otra vez. La creciente habilidad adquirida en combate (como tú mismo mientras juegas) y un entrenamiento paralelo serán los que permitan ir mejorando y estar cada vez más cerca de completar la misión.

Es exactamente así, pero también es cierto que el resultado es un poco mejor de lo que suena aquí.

Al final, además de la evidente historia de amor, seguro que algún tipo de atajo (¿el sacrificio del protagonista?) será lo que otorgue a la humanidad la victoria.

Aquí como mucho hay un 10% de verdad. Un patinazo de los míos.

El odio irracional que casi todos profesamos a Tom Cruise se verá moderadamente satisfecho al verle perecer en pantalla repetidas veces, pero no es mucho más lo que podemos esperar de la película más allá de un gran despliegue visual.

No es que Tom Cruise me caiga ni un poquito mejor que ayer, pero su cara no me molesta durante la peli. Y además de un despliegue visual hay algo mucho más importante: entretenimiento.

La compañía de Emily Blunt como mentora y seguramente amante nos hará más leve la sobreexposición del cienciólogo por excelencia, pero no creo que ni ella ni un guion condenado a una libertad muy limitada (las posibilidades son muchas, pero no confiéis en Hollywood) nos salven de esta tonelada de millones destinada a la mediocridad. Nuestra única esperanza es la inspiración de Doug Liman.

Debía de estar de muy mala leche cuando escribí esto. Obviamente no va a pasar a la historia de nada, pero como película de acción taquillera es mucho más digna que casi cualquiera de las que se han estrenado este año. Doug Liman es un buen director de acción, pero además el guion es lo suficientemente inteligente como para favorecer siempre a la película sin olvidar su propuesta. Bastante bien contra todo pronóstico.

¿Qué gafas me llevo?

 filo-del-mañana-gráfico-prejuicioso

Entonces: ¿voy a verla?

Un poco más de hora y media de entretenimiento no es algo que nos den todas las semanas. No pretende ser nada más de lo que realmente ofrece, así que si te convence su apuesta no te defraudará.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s