En 2015 van a pasar cosas

Nuevo año a estrenar, y además esta vez sí que vamos a estrenar cosas de verdad. En los próximos meses es probable que muchos españoles estrenemos alcalde o alcaldesa, presidente o presidenta regional y también líder o lideresa nacional en las elecciones generales de noviembre. Estrenaremos nuevo paradigma electoral que probablemente tenga más que ver con el ecosistema multipartidista italiano que con el bipartidismo español -que, como el amor, se nos gastó de tanto usarlo- y es posible que tengamos nuevas palabras del año, nuevos virales del año y algunos cacharritos tecnológicos nuevos. En 2015, como diría Rajoy, pasarán ‘cosas’.

Vamos a intentar enumerarlas todas en una lista, que es una forma de exponer conceptos muy del 2014 pero que parece se prolongará en 2015. Lo siento, amigos.

1. Epilepsia electoral. Si algo va a tener este 2015, son elecciones. De todos los tipos y colores. Arrancaremos en mayo con las elecciones municipales y los comicios autonómicos en Madrid, Asturias, Valencia, Cantabria, Navarra, La Rioja, Aragón, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Extremadura, Murcia, Baleares, Canarias, Ceuta y Melilla. En función de lo que decidan Convergencia y Esquerra podríamos tener unas elecciones catalanas, puede que plebiscitarias (o no), con lista única (o no), o con varias listas y un mismo programa (o no).

Al festín electoral de la primavera le seguirá la campaña de las generales de noviembre -si el Gobierno no decide alargarlas hasta el arranque de 2016, cosa con la que se especuló hace meses – aunque seguramente la campaña de las generales será prácticamente paralela a las regionales y municipales. Qué narices, podríamos decir que han empezado ya: los presupuestos de 2015 ya incrementan el gasto en Obra Pública, la mayoría destinado al AVE.

2. Liderazgos en cuestión. 2014 trajo una renovación de liderazgos políticos, muchos de los cuales siguen en una posición bastante precaria en cuanto a autoridad tanto interna como externamente. Esto que parece un retrato robot de Pedro Sánchez -en plena búsqueda del electorado perdido, ya sea en los mitines, en los mercados o en el borde de un aspa de un molino eólico- también se puede aplicar a Susana Díaz, que parece no tiene decidido aún con qué carta quedarse -si la nacional o la autonómica- e incluso a líderes con mayor bagaje pero que se lanzan por primera vez a la arena nacional, el caso de Albert Rivera. Del éxito o fracaso de este dependerá con mucho el futuro de Rosa Díez y de su formación, que puede acabar el año viéndose fagocitada por Ciudadanos. Alberto Garzón en IU -y en general todos los nuevos líderes de Izquierda Unida- también tendrán en este año la prueba del nueve sobre hasta donde pueden llegar.

3. Podemos y la campaña del terror. Por no aburrir sobre aspectos políticos nacionales, prometo que este es el último punto al respecto. Pero es indispensable. Si Podemos fue ‘el viral de 2014’ en palabras de mi querido compañero Álvaro, en este 2015 tiene que ser el año en que concrete muchas cosas y aclare otras tantas. Un programa más cercano a la realidad plausible en caso de gobernar, candidatos sí o no para las grandes ciudades en las municipales; además de los candidatos de las autonómicas. Ver cómo van a construir eso desde las herramientas de elección colaborativa de la Red va a ser algo muy interesante.

Por otro lado, tendrán que hacer todo eso, acertar con las propuestas, explicarlas bien y que se entiendan; con la sombra de la campaña del terror sobre sus cabezas. Si son capaces de sustraerse de las asociaciones constantes al caos que les van a poner sobre los hombros y centrarse en dibujar un paisaje de país que resulte tanto esperanzador como factible, será muy positivo. Si no, tendremos una decepción más.

4. Una sociedad que se mueve. Y no se trata solo de política -aunque en las municipales vamos a ver un primer ejemplo de como se articulan los movimientos sociales con la política institucional como tal. Reivindicaciones como las Marchas de la Dignidad volverán este año a las calles. Seguiremos viendo ejemplos de iniciativas particulares y grupales que intentan buscarle otra salida a la situación, con una mezcla de imaginación y posibilismo. Habrá que estar atentos.

5. No somos los únicos que estaremos de elecciones. Sí amigos, los fabricantes de urnas estarán de enhorabuena este año, porque no solo España llamará a sus ciudadanos a votar. Abrirá la liza Grecia en enero, con unas elecciones a las que miraremos con lupa porque de lo que ocurra con la Syriza de Alexis Tsipras saldrán muchas comparaciones con Podemos. Además Portugal, Finlandia, Reino Unido, Suecia o Polonia también tendrán comicios presidenciales o estatales durante este próximo año.

Más lejos de nuestras fronteras, Argentina vivirá este año unas nuevas presidenciales en las que se decide el sustituto de Cristina Fernández de Kirchner. También tendrán legislativas El Salvador, México, Guatemala y Venezuela.

Por otro lado, en Estados Unidos será un año de calentamiento para el maratón electoral que les espera en 2016, cuando tendrán primarias Demócratas y Republicanos, con especial interés a las de estos últimos, que han ganado la mayoría en el Senado junto a la que ya tenían en la Cámara de Representantes y tienen un abanico de candidatos enorme (este post de Jordi Pérez Colomé en ObamaWorld es de 2012 pero sigue siendo igual de ilustrativo para ir haciéndose con nombres). Además, todo lo que ocurra en USA este año estará mediatizado desde el principio por el notición de la apertura de relaciones con Cuba. Es la apuesta de Barack Obama para la tradicional ‘entrada en la Historia’ que quieren hacer todos los presidentes estadounidenses en el final de su mandato. A ver cómo le sale.

6. Economía: entre las recuperaciones reales y las ilusorias. El frenazo en el crecimiento en la Unión Europea ha provocado que España resalte entre sus socios, pero si en 2015 nuestros vecinos no levantan cabeza esto no va a ser beneficioso para una economía que depende tanto del turismo, esto es, de la capacidad de los visitantes para venir y gastar. Aunque el ministro Luis De Guindos dijera hoy en la SER que, por arte de birlibirloque ya nadie tiene miedo a perder su puesto de trabajo, de lo que dijo hoy se deduce que no crearemos más empleo en 2015 del que creamos el año pasado.

El ministro de Economía cifró en 800.000 nuevos empleos la creación de puestos de trabajo que espera sumando 2014 y 2015; y los creados en 2014 fueron 274.000 empleos según la EPA y 402.209 nuevos afiliados según la Seguridad Social. Aunque todo será esperar a que se aproximen las fechas electorales para que las previsiones se vayan inflando. Hay cosas que nunca cambian.

7. El Crítico Prejuicioso trabajará a destajo. La temporada cinéfila de 2015 viene con platos para todos los gustos, de manera que el Crítico Prejuicioso y sus secuaces van a tener trabajo de sobra. La temporada comienza bien con películas que buscan los últimos billetes para los Óscar como la recien estrenada ‘Descifrando enigma’, el biopic sobre la vida de Alan Turing; también llegará próximamente ‘La teoría de todo‘, peli biográfica sobre Stephen Hawking. Además, espera ‘Birdman’, de Alejandro González Iñarritu.

Pero nuestros compañeros también tendrán que soportar duras pruebas de su gusto cinéfilo, como la esperadísima conversión cinematográfica del best-seller ’50 sombras de Grey’, o varias pelis de la factoría Disney que buscarán llevar a la gran pantalla cuentos tradicionales con actores de carne y hueso (‘Into the woods’, ‘Cenicienta’ y ‘El libro de la selva’). Además, vuelven las sagas como ‘Terminator’, ‘Los vengadores’, ‘Misión Imposible’ o ‘James Bond’. Y algunas producciones patrias como ‘Ahora o nunca’ o ‘Anacleto: Agente secreto’, la cual puede ser mi guilty pleasure del año.

Y 8. No nos vamos a dejar de sorprender. Si 2014 fue un año prolijo en personajes para alimentar nuestra capacidad de fabular, interpretar y crear ‘memes’ en Internet; 2015 tiene pinta de continuar alimentándolos. Podremos disfrutar de este año charlando con personas interesantes en los Retratos, profundizando en Gran Angular y Las Palabras y las Cosas; a través de la ficción de las Fáctulas, Adulthood o Moncloa’s Flying Circus; asomándonos al exterior con Franquear en Destino; a la investigación en Ciencia Ibérica; a la música con Diez Temas 10; a la tecnología con Beat the Byte; a la literatura y el cómic con Polisemias y Gutter; a la televisión con Todo por la audiencia; y al cine con Tiempos Modernos y el Crítico Prejuicioso.

Agárrense bien, que esto ya ha empezado y nos va a tener muy ocupados los próximos 364 días. Feliz Año.

***

Foto de portada: The rest of 2014 (Foto: Luke Ma-Flickr)

¿Te gusta Mayhem Revista? Recibe nuestras entradas en un boletín semanal. Apúntate aquí.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s