Siri, mi amor

Todo esto comienza tras reflexionar sobre la gala de los Óscar que se va a celebrar en breve. Surge de la duda sobre si Her se estrenó en 2014 o en 2013. Fue en 2013 (y nuestro compañero Jorge ya nos hizo una interesante reflexión sobre ella y Black Mirror), así que este año habrá que rendirse a la excelencia de cintas como Birdman, Boyhood o Gone Girl, entre otras joyas del celuloide que han aparecido este año.

Ya que estamos en harina, es justo reconocer que hay que volver a visitar Her de vez en cuando, con los ojos de Beat the Byte. Por ejemplo, cuando se te cuelga tu ordenador y piensas que la tecnología es inútil: Her. Cuando tratas de interactuar con la cutre asistente virtual de la web de Renfe -bautizada “Irene”- pero te encuentras con respuestas inanes: Her.

Como esto es una oda a Her, hay que abordar el funcionamiento de su versión en el mundo real: Siri. En concreto, esta es una pequeña guía con ideas de para qué sirve y para qué no, por orden alfabético:

  • Amor. Cualquier persona que tenga un iPhone y muy poca autoestima ha tratado de ligarse a Siri, al más puro estilo Her. En internet hay unos cuantos lamentables que lo han intentado y que han tenido la poca vergüenza de colgar sus resultados, como este.
  • Asistente virtual. Para esto, que es su principal objetivo, mejor que no cuentes con ella. La red está plagada de malentendidos de Siri: aquí explican lo exasperante que puede llegar a ser pedirle algo a este amable esclavo virtual; por su parte, en el show de Jimmy Kimmel se ríen de ella, directamente. No obstante, hay que reconocer que tiene algunas funciones útiles, como escribir emails. Además, le puedes preguntar por el resultado de partidos de la liga -eso sí, olvídate de la Segunda División y de los partidos de Copa del Rey-.
  • Crimen. Sorprendentemente, Siri puede ser tu cómplice perfecto. Si tienes planeado un homicidio, te vendrá de perlas porque se le da muy bien buscar escondrijos para cadáveres. Nuestro colega Pedro Bravo bien lo sabe: acusado de matar a su compañero en la Universidad de Florida, le preguntó a Siri dónde podría aparcar un fiambre.
  • Malas rachas. Ahora sí te ayuda cuando estás de bajona y tienes pensamientos suicidas. Pero eso vino con una actualización, ya que antes, si le preguntabas su opinión acerca de tirarte de un puente, te sugería algunas opciones desde las que zambullirte en el sueño eterno.
  • Maternidad y paternidad. Tiene buena mano con los crios. Si le aprietas un poco, te puede contar un cuento; es cierto que son más bien sosos y que tu pequeño acabará con pesadillas si les intenta buscar algún sentido, pero son historias al fin y al cabo. También te puede resultar útil si tienes niños con problemas, como explica esta madre, encantada con que Siri sea la mejor amiga de su hijo con autismo. Una historia de esas que te reconcilian con el mundo.
  • Pasar el rato. Bien sea por su sordera o por el gamberrismo de los usuarios, en la red hay unas cuantas ideas para tomarle el pelo a Siri. Este asistente virtual está loco de atar, como se puede apreciar en este blog, así que pasar un rato a solas con Siri te puede arrancar alguna que otra sonrisa. Hay mejores cosas que hacer, pero a nosotros no nos gusta juzgar a las personas en Beat the Byte. Por eso, esta es la mejor función con la que Siri está equipado. O equipada, depende de la voz que le pongas.

***

Foto de portada: “Siri, who’s your daddy?” (Miranda Celeste Hale-Flickr)

¿Te gusta Mayhem Revista? Recibe nuestras entradas en un boletín semanal. Apúntate aquí.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s